Saltar al contenido
I'm Reading A Book

TMFEV 98.2

El señor Qin se enteró (II)

“Lin Shaochi”.

“¿Mm?”

“¿No crees que la comida de este restaurante es un poco ‘cortante’?”

Su Bei miró la fuente de mariscos en la mesa y dijo.

Lin Shaochi levantó la cabeza y vio a la chica sosteniendo su barbilla mientras lo miraba inocentemente.

Su respiración se estancó.

Aunque el presidente Lin frecuentemente apagaba su coeficiente intelectual cuando se enfrentaba a la chica que amaba, originalmente era un tipo súper inteligente. En silencio dedujo la razón por la que Su Bei lo llamó desde la Carretera Dongshan  esta tarde y también por qué su actitud hacia él cambió sutilmente.

“Comer demasiados alimentos fríos no es bueno para el cuerpo”.

“Entonces comes más”.

Su Bei pareció ‘tomar represalias’ y empujó el plato de mariscos a Lin Shaochi.

“¿Estás seguro de que quieres que coma más?”

Lin Shaochi bajó la mirada.

Su Bei: “¿Eh?”

“Nada.”

***

Después de la comida, los dos caminaron por el lago. Lin Shaochi sostuvo la mano suave y delgada de Su Bei con cuidado, como si sostuviera todo su mundo. El sonido calmante del agua y la hermosa voz de la niña fueron todo lo que escuchó en este momento.

“Este restaurante es tan delicioso. La próxima vez, juntemos a Xiaobao, y también a Dong Wenqi y los demás “.

“Lin Shaochi, ¿cómo encontraste este restaurante?”

Su Bei miró a Lin Shaochi, pero descubrió que el hombre estaba quieto ante sus ojos. Antes de que Su Bei pudiera reaccionar, al segundo siguiente, los labios de Lin Shaochi aterrizaron en los de ella.

Su Bei: !!!

No se atrevió a profundizar demasiado, solo un beso de sabor prolongado.

Lin Shaochi soltó a regañadientes los labios de Su Bei y miró con ojos llenos de persistencia. Los ojos de Su Bei se abrieron con sorpresa y pánico.

“¿Tienes miedo?” Preguntó Lin Shaochi. Su voz era ronca, como si estuviera tratando de contenerse. Aunque se recordó a sí mismo innumerables veces que debía progresar solo paso a paso, Lin Shaochi se sintió abrumado por la alegría del ligero cambio de actitud de Su Bei hoy.

“No, no, yo solo…”

Ella estaba un poco sorprendida y no pudo reaccionar por un tiempo.

Su Bei negó con la cabeza repetidamente, tratando de decir algo coherente. Siguió bajando la mirada y no se atrevió a mirar a Lin Shaochi a los ojos.

¡DIOS MÍO! Su cara está tan caliente. Debe estar súper rojo ahora.

“Estoy volviendo.”

Su Bei le dijo a Lin Shaochi.

“¿Dónde? A tu dormitorio o … “

“De vuelta a Jingyuan”.

Su Bei miró la hora. El Sr. Qin estuvo un poco ocupado recientemente y probablemente aún no había regresado a casa.

Su Bei inicialmente quería ir a la empresa a recoger al Sr. Qin del trabajo, pero …

Después de mirar a Lin Shaochi por un momento, Su Bei decidió irse directamente a casa.

***

Lin Shaochi envió a Su Bei de regreso a la Villa Jingyuan . Después de ayudarla a salir del auto, no la dejó ir de inmediato, sino que estiró los brazos y la atrajo hacia su pecho.

“¿Qué? Voy a entrar.”

La cara de Su Bei, que se había enfriado en el camino, de repente se volvió caliente de nuevo.

Lin Shaochi se rió entre dientes dos veces. En lugar de dejarla ir, apretó los brazos sobre el cuerpo de Su Bei.

—No quiero dejarte ir.

Lin Shaochi miró profundamente a Su Bei. Sus ojos se oscurecieron un poco.

“Beso de buenas noches.”

Lin Shaochi bajó la cabeza y besó los labios de Su Bei, pero parecía adicto y reacio a irse.

“L-Lin Shaochi”.

“¿Cómo me llamas?”

“¿Lin Shaochi?”

“No uses ‘Lin'”.

Su Bei: “……”

“Mi papá va a volver”.

Su Bei bloqueó la boca de Lin Shaochi con sus manos y le recordó a medias. Pero ella tampoco mintió. Era cierto que el Sr. Qin solía regresar a esa hora.

Imaginando que el Sr.Qin regresó y la vio a ella y a Lin Shaochi juntos …

Su Bei ni siquiera se atrevió a pensar.

“Deberías volver ahora”.

No deje que el Sr. Qin se encuentre con usted.

Los dos no lo sabían. No solo el Sr. Qin sabía que Lin Shaochi estaba aquí, sino que también estaba parado frente a la ventana en el segundo piso en este momento, y vio claramente su interacción desde el principio hasta el final.

Debido a que su último proyecto finalmente terminó, el Sr. Qin llegó a casa hoy más temprano de lo habitual. Al principio, estaba de buen humor. El Sr. Qin se sirvió una taza de té y se acercó a la ventana. Inesperadamente, vio una escena que hizo que sus venas estuvieran a punto de estallar de ira. (Pray: Corre Perro, que si te atrapan te matan jaja. Pobre Lin Shaochi)

***

La repentina aparición del Sr. Qin no solo sorprendió a Su Bei, sino que también sorprendió a Lin Shaochi.

“P-papá, buenas noches”.

Su Bei empujó a Lin Shaochi y miró al Sr. Qin con la conciencia culpable.

“Entra en la casa”.

Qin Shao le dijo a su hija con una rara voz severa.

Su Bei estaba aterrorizado y se alejó obedientemente de Lin Shaochi. Sin embargo, en lugar de entrar a la casa, se detuvo junto al Sr. Qin.

“Padre…”

El Sr. Qin ignoró a Su Bei. Miró a Lin Shaochi con frialdad.

“Lo visitas tan tarde en la noche y no entras a saludar al anfitrión. ¿Es así como su familia Lin educa a sus hijos? “

Anterior Novelas Menú Siguiente

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: