Saltar al contenido
I'm Reading A Book

Capitulo 95 ECDPDLM

Ye SoYoon (11)

Heart siempre le había susurrado dulcemente con una pintoresca sonrisa plantada en su rostro. Palabras azucaradas que estaban llenas de amor. Pero si todo eso hubiera sido una mentira, ¿por qué habría hecho eso?

Alice miró intensamente a Heart. Pero Heart simplemente se encogió de hombros y respondió: “Eso es solo porque SoYoon fue amable contigo”.

“…¿Qué dijiste?”

“Si te hubiera dejado en paz, ¿qué crees que hubiera pasado?”

Si Alice no hubiera entrado en la casa de Heart, todavía estaría deambulando por el País de las Maravillas haciendo lo que se le antojara sin temor a las repercusiones. Y en ese caso, SoYoon habría tenido que seguirla en un intento por protegerla de cualquier daño.

“No quería ver a SoYoon en peligro protegiendo a personas como tú. Por eso sentí que debía tomar el asunto en mis propias manos y mantenerte atado en mi casa “.

Heart había fingido ser un hombre enamorado incluso con el riesgo que presentaba Alice.

Todo fue en un intento de mantener a SoYoon alejada de cualquier situación que justificara su participación. Como consecuencia, pudo hacer que SoYoon se pusiera celoso, así que para Heart, este fue un muy buen trato que funcionó a su favor.

“Te estoy muy agradecido. Gracias a ti, mi Conejo … SoYoon renunció a su apego a su mundo y decidió quedarse aquí con nosotros. Además, la razón por la que pudo venir a este mundo en primer lugar fue porque tú la mataste. Como pago, al menos te dejaré vivir “.

Heart bajó la cabeza para mirar a Alice.

Estaba cubierta de sangre y orina, pero aún era muy bonita. Después de saber todo sobre ella, su belleza le disgustó aún más. Heart sonrió maliciosamente y le susurró dulcemente: “Realmente siente lo que es querer morir cuando no puedes”.

La forma en que SoYoon había sufrido. Heart se tragó estas últimas palabras con el fondo de la garganta.

Después de ser torturada día y noche durante 3 días seguidos, el Sombrerero Loco curó a Alice y fue entregada a SoYoon. Se echó a Alice por encima del hombro y se dirigió a lo de Duke. Vio a la inconsciente Alice y sonrió feliz.

“¿De verdad me estás dejando quedarme con ella durante 3 años?”

“Si tienes la poción que estoy buscando.”

La poción que SoYoon le pedía a Duke era algo que mantendría la mente intacta pero el cuerpo muerto como un cadáver.

Era algo que había creado cuando se dio cuenta de que, incluso con todos los esfuerzos que puso para preservar un cadáver, se estropearía después de muy poco uso.

Desde su laboratorio, Duke trajo un pequeño frasco de vidrio y se lo llevó a la boca de Alice. El líquido transparente e incoloro fluyó suavemente entre los labios de Alice. Cuando la botella estuvo casi vacía, SoYoon habló.

“Y de ahora en adelante, mantente alejado de mí, Dor y Ally. Esta es mi última condición. Si lo rompes … será el final de tu vida “.

Con esta última amenaza a Duke, SoYoon salió de la casa sin mirar. Después de algunos pasos, dejó de caminar.

“Puedes salir ahora”.

Hubo unos segundos de silencio antes de que los tres hombres salieran lentamente. Cuando había estado cargando a Alice, los había ignorado, no quería que la molestaran. Pero ya no agobiada, no pudo evitar prestarles su atención.

“¿Por qué me estás siguiendo?”

SoYoon miró de un hombre a otro. Mientras lo hacía, los tres hombres no respondieron y trataron de evitar su mirada. Después de que pasó un minuto, Dee, que ya no podía soportar la situación, gritó: “Oh, vamos. Oye, si fueras tú, ¿crees que no habrías hecho lo mismo? Piénsalo. Nos dices que esa chica es la clave para que regreses a esa Tierra o jungla o al mundo de donde vienes y luego simplemente sales de la casa llevándola y nos preguntas ¿qué? ¿Por qué te seguimos?”

SoYoon parpadeó varias veces y luego dejó escapar un suspiro. Mientras lo hacía, los tres hombres se estremecieron.

“Entonces, ¿lo que estás diciendo es que me estabas siguiendo porque tenías miedo de que volviera a la Tierra con Alice?”

Ellos no le respondieron. Entonces SoYoon pudo leer la ansiedad en sus rostros.

No quería admitir estas palabras en voz alta, pero les dijo la verdad.

“No puedo ir. No hay forma de volver “.

La única persona que ingenuamente podía estar feliz con esta noticia era Dee.

Estaba tratando de ocultar su felicidad con tanta atención que sus labios se torcieron extrañamente. Heart la miró con emociones encontradas y luego sonrió. El Sombrerero Loco se acercó a SoYoon con una cara llena de sentimientos encontrados.

Si pudiera poner sus emociones en una escala, su deseo de regresar a la Tierra y su deseo de quedarse aquí serían iguales.

Si de alguna manera encontraba la manera de regresar a la Tierra, tendría que pensarlo nuevamente. Y así, aparte de esta verdad, no había nada más que pudiera decirles.

Se sintió culpable y arrepentida, por lo que cambió de tema.

“¿Cómo supiste que salí de la casa con Alice?”

Alice había quedado atrapada en la casa de Heart. Cuando se llevó a Alice, ni el Sombrerero Loco ni los Gemelos estaban allí.

Heart era una cosa, pero las otras dos no deberían haberlo sabido.

No solo Dee se puso rígida ante su pregunta.

El Sombrerero Loco la evitó lentamente mientras su rostro también se ponía rígido. Heart, el único que no está encadenado por esta pregunta, habló. “Bueno, yo sé la razón”.

Será mejor que cierre la boca. El Sombrerero Loco fulminó con la mirada a Heart.

Parecía como si quisiera rasgar la boca de Heart con su alambre en este instante. Heart miró ese rostro y sonrió.

“Ahora, si dices algo así, tendré que revelar la verdad. Para decirte la verdad, SoYoon, hay una cámara de vigilancia instalada frente a tu casa. Te estuvo espiando dentro de tu casa todo este tiempo, y ahora que te vas, te estaba siguiendo … “

“¡Cállate! ¡Usas tu inteligencia para obtener información sobre todos los movimientos de SoYoon y te atreves a intentar enmarcarme como el malo! Tú, Heart, eres el que necesita una explicación. Yo, al menos, nunca registré la casa de SoYoon sin su permiso “.

“¿Cuándo alguna vez …”

“Parece que acabas de recordar”. (Uyy estan sacando sus trapitos sucios)

El Sombrerero Loco sonrió con sus labios rojos mientras miraba a SoYoon. Cuando vio que ella los estaba observando, continuó con confianza.

“Supongo que no pensaste que yo sabría que cambiaste todas las máscaras del Conejo Blanco anterior por otras nuevas”.

SoYoon recordó su pasado.

Una mañana, se despertó y descubrió que todas las máscaras habían sido cambiadas por unas nuevas. Las máscaras ya no olían a productos químicos, y cuando el Sombrerero Loco las revisó, él había confirmado que no las había manipulado con magia, por lo que ella las había usado. Así que Heart había hecho eso.

Dee colocó su brazo sobre el hombro de SoYoon y dijo para que los otros dos pudieran escuchar con claridad.

“Vaya, los dos están equivocados”.

Cuando escucharon esto, el Sombrerero Loco, que estaba tratando de demostrar que era Heart quien había cambiado las máscaras, y Heart, que estaba tratando de convencer a SoYoon de que nunca haría tal cosa, ambos se dieron la vuelta y miraron a Dee.

Sombrerero Loco resopló.

“No creo que tú de todas las personas debas decirnos eso. ¿Quién fue el que puso un espía para vigilar a SoYoon frente a su casa?”

“Hmm, tú eres el realmente arruinado”.

“¡Espiar! ¡Solo estaba preocupado por ella! “

Dee rápidamente se volvió hacia SoYoon. Cuando lo hizo, sus ojos se encontraron con los marrones de ella que lo miraban con curiosidad.

“¡No, no es así! ¡Estaba realmente preocupado por ti! “

A pesar de que ella había sido la que hizo la pregunta, SoYoon no se ofendió mucho y simplemente asintió sin pensarlo mucho.

Mientras lo hacía, Heart respondió a Dee.

“Ambos son tan insidiosos. Yo, al menos, no hago vigilancia en vivo “.

¡Obtener información sobre ella a través de tu inteligencia es aún más insidioso!

“Solo lo estaba haciendo para comprobar que SoYoon no se lastimaba al hacer esas cosas peligrosas y para asegurarme de que no estaba enferma. No la espié para obtener información como ustedes, tontos sin modales “.

SoYoon miró con tristeza a los tres hombres que discutían entre sí y suspiró.

Dejó que sus voces crecientes entraran por un oído y salieran por el otro. El cielo estaba muy despejado. No tenía ninguna solicitud que cumplir ni ningún peso sobre sus hombros. Fue una tarde muy tranquila.

 

ATRASNOVELASMENUSIGUIENTE
error: Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: