Saltar al contenido
I'm Reading A Book

Capitulo 89 LEDOM

Yulia miró al suelo. Después de pensar durante unos minutos, finalmente levantó la cabeza. Sus ojos estaban brillantes y confiados.

“En esta tierra, una mujer no puede simplemente ser ella misma”.

“…”

“Una mujer vive como la hija, esposa y eventualmente como madre de alguien. Si sigo esta ruta, no habrá lugar para vivir como ‘Yulia’ ”.

Finalmente entendí.

Sabía que no habría mucha gente que apreciaría los ideales de Yulia. Incluso en la Corea del siglo XXI, las mujeres fueron presionadas para vivir como esposas y madres, y fue aún peor en este mundo.

“En un matrimonio, puedo terminar infeliz como mi madre o feliz como mi tía, pero no es una cuestión de felicidad para mí. Yo solo… no quiero vivir como una extensión de otra persona”.

Era una forma de pensar tan moderna. Incluso en Corea, esto no era algo que todos pudieran aceptar como norma. Aquí, pude ver que Yulia sería vista como una mujer irracional.

“Yulia…”

Murmuró amargamente: “Su Alteza no tiene idea de lo que significó para mí escuchar su oferta de un puesto de sirvienta”.

En este mundo, vivir como una mujer soltera era casi imposible. Una mujer normalmente no puede poseer riquezas. Tenía que estar casada y ese fue el final de la historia. Si su marido moría, a menudo se volvía a casar. Al hacerlo, todo pertenecía a los hombres.

Ser mi sirvienta era una de las pocas formas en que una mujer podía independizarse legalmente. La mayoría de las sirvientas querían servir a la Familia Real porque significaba una mejor perspectiva de matrimonio, pero para Yulia, esta era una carrera.

Tomé sus manos.

“Lo siento, Yulia.”

“¿Perdón?” Los ojos se le agrandaron. “¿Por qué se disculpa conmigo, Alteza?”

“Planeé tu vida sin siquiera preguntarte. No consideré lo que puedes querer y cómo te puedes sentir al respecto. Fui increíblemente desconsiderada y lo siento”.

Yulia sonrió agradecida. “¿Ve? Yo tenía razón. Su Alteza es una persona amable y cálida. No es necesario que te disculpes”.

Negué con la cabeza. “No, ya sea que aceptes mi disculpa o no, tengo que hacerlo. Debería haberlo sabido mejor.”

Quise decir lo que dije. Había cometido tantos errores anoche, y tuve que hacer las paces.

“Lo siento, Yulia.”

Ella tomó mi mano con fuerza.

“… Entonces entiendes y aceptas cómo quiero vivir mi vida”. Cuando asentí, Yulia murmuró: “Nunca imaginé que habría alguien que… me entendería. Incluso mi hermana y mi tía… pensaban que estaba siendo irrazonable. Me dijeron que estaba siendo tonta porque era demasiado joven para entenderlo mejor”.

“Ser esposa y madre no es la única manera de que una mujer sea feliz”.

Los ojos de Yulia se llenaron de lágrimas ante mi declaración.

“Eres la primera y única persona que me ha dicho eso…” Su voz tembló.

Ese día pudimos convertirnos en verdaderas amigas.

Sentí que hice mi primer amiga en este mundo. Estaba emocionada y feliz. Hablamos durante mucho tiempo hasta que regresó Samantha.

Yulia era inteligente y cautelosa, y tenía una forma de pensar única. Sus ideales se habrían considerado extraños aquí, pero me eran muy familiares.

En la historia, hubo personas que nacieron en el lugar y el momento equivocados. Si vivieran en el momento o lugar adecuados, habrían tenido una vida mejor.

Yulia era una de esas personas. De hecho, de todas las personas que conocí en este mundo, descubrí que ella tenía más cosas en común conmigo, incluso más que Lucrecio. Ellos fueron las dos personas que conocí aquí que tenían las ideas y personalidades más excepcionales.

Al principio, vi a Lucrecio como un típico niño rico con derecho y poder, pero estaba equivocada. Tenía cualidades de tirano, pero también era una persona que se veía como mi verdadero yo.

Como una persona llamada Sa Bina.

Por supuesto, intentó usarme al principio. De hecho, veía a las personas como herramientas o medios para un fin, lo cual era extraño.

El hecho de que su actitud hacia mí cambió probablemente se debió a sus sentimientos por mí.

Sus sentimientos por mí…

De repente, me sentí caliente. Su confesión de anoche todavía hizo que mi corazón latiera rápido.

Mientras recordaba anoche, debí tener una expresión reveladora en mi rostro. Encontré a Yulia mirándome con una sonrisa de complicidad.

“¿P, por qué me sonríes así?”

Yulia sonrió feliz. “Es bueno verte así”.

“Q, ¿cómo qué?”

Yulia se veía traviesa cuando respondió: “Estabas pensando en Su Alteza, ¿no es así?”

“¿Perdón? ¿Qué? ¡N, no! ¡No es así!” (jajajaja Bina escondiendo lo evidente)

Cuando negué con la cabeza, Yulia me dijo poco convencida: “No estoy segura de si estás consciente, pero Su Alteza se ve relajada cuando estás con Su Alteza”.

“…”

¡¿E, en serio?!

¡Estaba mortificada! Quería desaparecer en el aire.

“Justo ahora, estabas pensando en Su Alteza y por eso sonreías feliz”.

… ¡Por favor dime que esto no es cierto! ¡No puede ser!

Grité silenciosamente. Arrggg!

Estaba tan avergonzada…

Al ver mi reacción, tomó mi mano con una sonrisa amable.

“Así que, por favor, no te esfuerces tanto”.

“¿Hmm?”

¿No fue esto lo que me dijo Lucrecio anoche?

Yulia continuó: “Esto debe ser doloroso para usted, Alteza, y por eso se enfermó”.

“¡¿De qué estás hablando?!”

Mientras entré en pánico, Yulia me dijo consoladora.

“Puede que sea tu deber como Esposa del Emperador, pero puedo ver lo doloroso que sería conseguir mujeres para el marido que tanto amas.”

“…”

Dios, no podría estar más avergonzada.

Atrás Novelas Menú Siguiente

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: