Déjenme adivinar. Nuestra querida prota pronto se verá envuelta en la sucesión de alguien más que la consideró “apta”

Responder