Saltar al contenido
I'm Reading A Book

Capitulo 3 ELPD

Caville agarró una pequeña espada de madera y desvió su mirada hacia mí. Pude ver su ansiedad mostrándose a través de sus manos temblorosas. Para tranquilizarlo, ocasionalmente agitaba mi mano y le daba una sonrisa reconfortante. 

Mientras Caville continuaba con su entrenamiento, pasé mi tiempo leyendo libros sobre píldoras mágicas que las criadas trajeron de la biblioteca. 

Sorprendentemente no es difícil hacer píldoras mágicas. De hecho, fui capaz de comprender el contenido sin complicaciones. Quizás, todo se debió a la inteligencia innata de Elody. 

Cerré los ojos e intenté recordar el procedimiento de crear píldoras mágicas. Revisé la lista de ingredientes y procedimientos. 

La clave para hacer píldoras mágicas es la cantidad de maná. Es esencial inyectar la proporción precisa de maná en las píldoras. Sin mencionar que la calidad del maná también es muy importante. 

Afortunadamente, Elody nació con el poder de manipular la tierra y el maná del viento. Es la configuración perfecta. 

Por desgracia, estaba destinada a ser una villana con un final horrible… De todos modos, sigue siendo una habilidad útil, por lo que puedo considerarlo como una ganancia para mí. 

Ahora el verdadero problema son los ingredientes. Necesito numerosos tipos de hierbas y bayas. Las semillas se podían formar con magia, pero ¿dónde podré cultivarlas? 

‘Desearía que hubiera un invernadero cerca de la mansión’ 

A decir verdad, la mansión del Duque tiene un invernadero, pero ha pasado mucho tiempo desde que alguien lo ha utilizado. Se necesitaría una gran cantidad de dinero para reparar el invernadero. Sería genial si también pudiera ampliar el tamaño. 

‘Tengo que tomar algunos de los ahorros de la bóveda’ 

Originalmente pertenecía a Caville, pero… Venderé toneladas de medicamentos y se lo pagaré más tarde. 

(Elody continuaba observando la sesión de entrenamiento de Caville). 

Después de mucha deliberación, volví a mirar a la pequeña figura de Caville. 

Caville fue un caballero conocido por sus habilidades de manejo de la espada, fue lo suficientemente brillante como para causar un gran impacto en la guerra. En la novela se describió que Caville era invencible en una pelea. Era asombroso, ya sea su poder o habilidades, ambos fueron formidables. Sin embargo, el Caville frente a mí no era más que un niño. 

‘No puedo creer que esté creciendo tan rápido’ 

Las lágrimas brotaron de mis ojos cuando lo pensó. 

‘¿Huh? Pero… ¿No es el entrenamiento demasiado duro?’ Hoy es su primera lección. Entonces, por supuesto, debería estar aprendiendo lo básico, como la postura correcta y cómo empuñar una espada de forma adecuada. 

‘Pero… ¿cómo es que ya está aprendiendo a pelear?’ De alguna manera, la clase de Sir Vedos parecía ser diferente de la clase de esgrima habitual. 

“Levántese, mi señor” 

Brien Vedos era muy estricto y despiadado. Incluso cuando Caville había caído al suelo en numerosas ocasiones, no le tendió la mano. Por lo que, Caville tenía que volver a levantarse solo. 

Caville se levantó lentamente, con lágrimas en los ojos. 

Al ver el lamentable rostro de Caville, apreté el puño, tratando de evitar correr hacia él. 

‘Es agradable ver madurar a mi hijo… pero… ¡aún así! ¡Está llorando!’ 

Elody fulminó con la mirada al duro instructor, pero él no hizo caso de la protesta silenciosa de Elody. Continuó con sus lecciones independientemente de la mirada penetrante. Caville cayó unas cuantas veces más, y un tiempo después, la suciedad se extendió por todo su cuerpo. 

Su atuendo limpio y fresco se había convertido en una alfombra sucia irreconocible. A mitad de la lección, Caville miró hacia donde estaba Elody. Cuando vi sus ojos ansiosos, me dolió el corazón, pero no di un paso adelante y seguí soportando la escena perturbadora. 

“Tienes que agarrar la empuñadura de la espada. ¡Ahora, una vez más!” 

Brien apuntó la vieja espada de madera a Caville, que cayó de nuevo. A medida que pasó el tiempo, la expresión de Caville comenzó a desmoronarse. 

“Heuu…” 

“¿Por qué lloras…?” 

Al mirar a Caville llorando, Brien murmuró con descontento. Salté de mi asiento. ¡Ya no podía seguir sin hacer nada! 

“¡Sir Vedos!” 

Brien finalmente cambió su mirada fría hacia Elody. A diferencia de su compostura inicial, toda la madurez en su rostro se había desvanecido y se transformó en una expresión de enojo. 

“Te lo dije antes. Caville tiene miedo de los adultos! ¿Por qué apuntas tu espada hacia su cuello así? ¿No sabes lo aterrador que es para un niño traumatizado ser atosigado así?” 

“… No le golpeé…” 

“¡Amenazarlo es lo mismo que golpearlo! ¡Te ordeno entrenar a Caville con cuidado hasta que se acostumbre! ¡Todavía es su primera lección!” 

“Entiendo” 

Brien Vedos se rascó la cabeza debido a la demanda problemática. Se sentía extraño porque su método de entrenamiento habitual era a través de prácticas estrictas y exigentes. 

También fue la primera vez que una chica tan joven lo regañó. Pero como dijo Elody, el estudiante era un niño maltratado y había luchado contra el trauma. 

Brien no tuvo la experiencia de conocer adultos abusivos cuando era joven. De hecho, nunca les había tenido miedo. Por lo tanto, era comprensible que no pudiera empatizar con el dolor de Caville. Aun así, no había nada malo con las palabras de Elody. 

Sería más eficiente enseñar con moderación hasta que Caville pudiera adaptarse. Caville fue un estudiante tan difícil que Brien tuvo que reconsiderar su método de enseñanza. 

Aun así, Brien se divirtió enseñándole. 

Los ojos de Caville estaban llenos de miedo y siempre parecía estar a punto de llorar. A los ojos de los demás, lo habrían considerado cobarde. Pero Brien sabía que estaba lejos de ser un cobarde. 

Brien pudo ver que debajo de sus miedos, instintivamente buscaría las debilidades del oponente. Se sentía como si estuviera mirando a un cachorro joven sin experiencia que se convertirá en una bestia monstruosa. 

Le provocó un escalofrío en la espalda cuando Caville le dirigió una mirada tan amenazadora. Fue su primera vez experimentando tales sentimientos. Brien esperaba que el próximo entrenamiento fuera interesante. 

“¡Oh Dios mío! ¡Sus rodillas están magulladas!” 

Si no fuera por esa Duquesa sobre protectora parecida a una madre. Elody corrió hacia Caville que había caído al suelo. Caville, inconscientemente, estiró su brazo alrededor del cuello de Elody. 

‘Ah, estoy llorando de nuevo’ 

Mientras Elody abrazaba la pequeña figura de Caville, las nubes oscuras que se habían acumulado en el cielo, lentamente comenzaron a crear gotas de lluvia alrededor de sus figuras. 

“Gracias, Sir Vedos. Está lloviendo, así que digamos que terminó por hoy” 
“Sí, señora.” 

“Ponte en mi espalda, Caville” 
“Si.” 

Elody se dirigió al castillo con el pequeño Caville acostado sobre su espalda igualmente pequeña. Brien solo pudo mirar a las dos figuras atónito. 

* * * 

Me apresuré a ir al baño donde la criada había preparado agua tibia. Luego despojé a Caville de sus prendas. Caville todavía tenía miedo de los adultos, así que lo lavé yo misma. A pesar de que ha sido bien alimentado, su figura aún era flaca y frágil. Parecía tener solo cuatro o cinco años. 

“¿El agua está demasiado caliente?” 

Caville sacudió la cabeza en silencio. Vi cortes profundos mientras le frotaba la espalda suavemente con una esponja suave. 

La primera vez que lavé a Caville, me sorprendió encontrar innumerables heridas que estropeaban su cuerpo… El director del orfanato a menudo encerraba a los niños en una habitación y los maltrataba. Recordando al hombre odioso, juré vengar las heridas de Caville. Apreté los dientes. Solía tener cicatrices similares en todo mi cuerpo. 

El conde McClaire, el padre de Elody, era un hombre violento. Cada vez que estaba de mal humor, golpeaba a su esposa e hijos, creando cicatrices en el cuerpo de Elody. Las marcas en su muslo se parecían a las mías. 

“Caville, ¿te duelen mucho las rodillas?” 
“Si…” 

Los ojos de Caville se llenaron de lágrimas nuevamente al recordar lo que había sucedido antes, pero no dejó caer las lágrimas. 

Ahora que lo observé de cerca, no llora tan seguido. Fue admirable verlo tratando de contener sus lágrimas. De repente, un pensamiento horrible cruzó mi mente. 

“Caville, ¿el director del orfanato y sus compañeros te regañaron si llorabas?” 

Caville asintió lentamente, afirmando mi sospecha. Me sentí mal por el. Puede ser encomiable ver a un niño conteniendo sus lágrimas. Pero obligar a alguien a dejar de llorar es simplemente… inhumano y malvado. 

La supresión de las emociones no las elimina, sino que hace que sea más difícil para la persona controlar sus sentimientos cuando otras situaciones difíciles pudieran ocurrir en el futuro. En el peor de los casos, los sentimientos acumulados podrían manifestarse en un comportamiento huidizo y dar lugar a enfermedades físicas y mentales. 

“Caville, no tienes que contener las lágrimas” 
“¿Huh?” 
“Puedes llorar. No hay nadie aquí que te regañe.” 
“¿De Verdad?” 
“Por supuesto, a veces puede que te regañe… pero no te obligaré a dejar de llorar” 
“¡Si! Te escucharé, esposa” 
“Entonces tienes que cumplir tu promesa” 

Seguí frotando el cuerpo de Caville con cuidado. Honestamente, podría pedir la ayuda de la criada, pero prefiero lavarlo yo mismo. No quería que nadie se enterara de las contusiones en su pobre cuerpo. 

Después del baño, me vestí con las prendas de seda. Salí del baño y vi a Caville, estaba dormitando frente a la cálida chimenea. Su cabeza cayó a un lado de vez en cuando. 

Extendí una manta y la envolví alrededor de él. Sintiendo la suave manta envolviéndolo, Caville se despertó. Me miró con los ojos bien abiertos, parpadeando, tratando de deshacerse de su somnolencia. 

Caville, ven, siéntate aquí. Les he dicho a las criadas que te traigan un poco de sopa de verduras. 

“Vale” 

La mano de Caville se asomó por las mantas. Levantó el cubierto y saboreó la sopa de verduras caliente que han traído las criadas. Al verlo comer cuidadosamente, le hablé. 

“Caville, cuando el instructor apuntó su espada hacia ti. ¿Estabas asustado?” 
“Sí… fue aterrador” 
“¿Alguna vez has sido golpeado antes?” 
“Si. Duele mucho.” 

Caville respondió asintiendo. Tomé la mano de Caville y dije: 

“El instructor no golpeará a Caville” 
“¿De Verdad?” 
“Si. Él no te golpeará.” 
“Pero todavía da miedo” 
“No te preocupes, nunca permitiré que te lastime” 

Apreté el puño con determinación, luego miré a Caville. 

“Caville, ya sabes. Esas personas que te han estado molestando.” 
“Si” 
“Los adultos que te han lastimado, no valen nada” 

Dije firmemente. 

“Tú, por otro lado, vales más de lo que piensas. ¿Esos adultos? No son nada Ya no tienes que temerles” 
“Aún así, tengo miedo” 
“No lo tengas. ¡Me aseguraré de castigarlos por todas las malas acciones que te han hecho! Ya no tienes que tener miedo” 
“Pero… ¿y si mi esposa también se mete en problemas?” 

Caville se mordió los labios, odiando imaginar alguna vez la posibilidad de que sus abusadores pusieran su mano sobre Elody. 

Elody, que lo estaba mirando, se rió por las adorables reacciones de Caville. Bufé ante él fingiendo ser dura. 

“Ja, vamos. ¿No sabes lo fuerte que soy, Caville?” 
“¿De Verdad?” 
“Sí, los golpearé a todos más tarde. Así, mira” 

Dije, golpeando la inocente almohada a mi lado. Caville sonrió ante mi comentario. Hablaba en serio sin embargo. 

‘Algún día castigaré a esas personas con mis propias manos’ 

Un pensamiento cruzó por mi mente, y rápidamente tomé un papel y un bolígrafo de mi escritorio. 

“Caville, ¿recuerdas sus caras? Di lo que se te ocurra”  

Caville dudó por un momento, pero comenzó a describir los rostros de su abusador. Mientras hablaba, parecía un poco asustado, pero se sintió aliviado al ver la expresión relajada de Elody. 

“¿De Verdad? ¿Qué tan grande es su nariz? ¿Labios gruesos?” 

Escuché su explicación con atención y comencé a dibujar en el papel. Aunque tengo malas habilidades de dibujo, aún pude obtener un bosquejo de esos tipos. 

‘Los tipos que se atrevieron a intimidar a mi bebé… ¡los mataré a todos!’ 

Después de terminar la sopa, los dos se quedaron dormidos mientras hablaban frente a la chimenea. Podrían haberse acostado, pero el calor de la chimenea era demasiado cómodo para alejarse. La lluvia se deslizaba por el cristal de la ventana. 

El sonido de las gotas de lluvia golpeando la ventana se sintió como una suave canción de cuna, acunándolos a ambos en un sueño profundo. No mucho después de que ambos se durmieron, entró una criada para recoger los platos sucios. 

Ella sonrió al ver a los dos niños que se quedaron dormidos frente a la chimenea. 

“Oh, qué lindo…” 

La criada se inclinó con cuidado y llevó a Caville a la cama. 

“¿Huh? ¿Qué es esto?” 

Cuando estaba a punto de cargar a Elody. Ella vio un pedazo de papel al lado de la niña. Fue un dibujo descuidado de varios individuos. 

“¿Dibujaron esto? Dios mío… qué lindo…” La criada sonrió con amor y llevó a los niños a la cama. 

La habitación estaba llena del suave aroma de una fragancia suave, empolvada y ligera. Y el papel con imágenes se colocó correctamente dentro del libro. 

La criada, que salió de la habitación, les contó a sus compañeras sobre la hermosa escena que acababa de ver. Incluso los lindos dibujos de Elody no quedaron fuera de su historia. 

“Oh, ¿hicieron dibujos? ¡Que lindo!” 

“¿A quién dibujaron? ¿Dibujaron al mayordomo? Tendré que pedirles que también me dibujen” 

Al contrario de lo que pensaban las doncellas, esos dibujos eran en realidad la lista de la muerte de Elody (Nefe: como la Death note) 

AnteriorNovelasMenúSiguiente

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: